miércoles, octubre 26, 2011

tu isba, mi pereza


LA RUTA DE LA TAIGA

Y tu isba secreta

donde mis huesos

rezan

mientras arde el mundo

bajo su sabana de nieve


el frio no puede tergiversar

tu lironda anatomia

eres un cielo descarriado

que convoca ternura a manos llenas

nadie sortea la alegria

de perderse en tu regazo

A mi me da cansancio

abandonar tu comestible pereza

Me enseñaste el aleph

miestras haciamos fuego

y quedaron mis dedos huerfanos

abandonados para siempre

en tu poliglota aldea.